Aladierno: "Rhamnus alaternus", arbusto o arbolillo siempreverde, de apariencia tremendamente variable, se cría en todo tipo de terrenos, y es nativo de la región mediterranea. Truncado: (del verbo truncar), cortar una parte a alguna cosa; dejar incompleto el sentido de lo que se escribe o lee; quitar a alguien las ilusiones o esperanzas.

martes, 28 de junio de 2005

Sin palabras

No hay mucho que decir, pero sigo escribiendo. La ventana se abre al jardín de delante de casa dejándome ver cómo juegan los niños en la calle. Hace una temperatura agradable que se disfruta aún más con la brisa medio marina que sopla por estos lares. Una mosca acaba de entrar por la ventana medio abierta y me distraigo mirándola. La pobre se golpea repetidamente de cabeza contra el cristal de la ventana. Qué hago? La aplasto con el dedo o abro la ventana y dejo que se valla? Opto por la segunda opción, aunque en otras ocasiones me hubiera inclinado más por la primera. El sonido de la brisa con las ramas de los árboles se mezcla ahora con el de la tele de abajo: no entiendo lo que se dice desde este cuarto, pero el ruido me acerca aún más al momento. La misma televisión ha despertado a los agapornis de su siesta, con lo que sus chillidos son ahora más sonantes que los propios de la tele. Parece que estén comentando la programación.
Pausa.
Me doy cuenta tambien del traqueteo del teclado del ordenador mientras escribo estas lineas. No es tan constante como el resto de sonidos que me envuelven en esta tarde de junio, pero igualmente relajante. Borro algunos comentarios. No tienen mucho sentido. ¿Lo tiene el resto de esta carta?.
Los vecinos de la casa de al lado han salido. Hablan entre ellos pero no entiendo lo que dicen. Al mismo tiempo, unas palomas de bosque pasan volando por encima del la calle sin hacer ningún sonido. Junto a ellas, una urraca. Tampoco he escuchado nada. Sin embargo es mentira. La brisa, la tele, los agapornis, los niños, todos siguen ahí con su algarabía constante, aunque poco a poco pasan a un segundo plano mientras exploro la realidad que me rodea. ¿Qué estoy buscando?
...
Nada. Simplemente estoy observando. Escuchando. Es un gustazo.

jueves, 23 de junio de 2005

Pregunta sobre el orgasmo femenino

Acabo de mandar una pregunta a una revista en el internet. Porqué los hombres tenemos un orgasmo corto que nos deja extenuados y, en la mayoría de los casos, necesitando un reposo antes de proseguir con la actividad sexual, mientras que por el contrario, en el caso de las mujeres el orgasmo no sólamente dura más, sino que además ellas al parecer se quedan predispuestas para seguir disfrutando del sexo inmediatamente!. Esta preguntita me vino con uno de esos e-mails con chiste incluido en el que la gracia era básicamente el hacer incapié en las diferencias entre el hombre y la mujer, y particularmente en ésta.
El caso es que pensando en ello, empecé a dudar mucho de la organización social actual basada en el núcleo familiar formado por un hombre y una mujer junto con su descendencia. Esta discrepancia de forma y fondo de ambos orgasmos no cuadra en absoluto con el actual sistema familar, sino más bien con uno en el que la mujer es "servida" por varios hombres, cosa que cuadra más con la idea que uno tiene sobre el supuesto matriarcado prehistórico.
Evidentemente, si esta hipótesis es cierta (el matriarcado existió, y uno de sus "residuos" biológicos que aún prevalece en la especie es el orgasmo femenino), se abren otras muchas preguntas tales como porqué y cómo ocurrió el cambio de matriarcado primitivo al modelo actual de sociedad, así como la ultima razón que haga que se mantenga la actual hipocresía en la cultura moderna en torno a la sexualidad humana.